Bebés

Signos para detectar si tu bebe tiene tortícolis congénita

Muchas anomalías pueden rondar la existencia de tu bebe en sus primeros meses, pero no por ello debes preocuparte, algunas las comenzarás a evidenciar como parte de su anatomía por defectos congénitos, mientras que otras se comenzarán a apreciar por aspectos posturales o predisposiciones de su propio cuerpo.

Desde otro aspecto, también puede deberse a condiciones propias del parto o de la cesárea que pueden ocasionar inconvenientes en el cuerpo producto de la misma manipulación que se hace en el cuerpo del bebe, al momento de que el médico lo extrae del claustro materno.

Entre estas anomalías encontramos la tortícolis, veamos de que trata.

Tortícolis ¿de qué trata?

La tortícolis obedece a una anomalía presente en uno de los músculos del cuello, conocido científicamente como esternocleidomastoideo, el cual presenta un leve acortamiento, esto puede  obedecer, a condiciones hereditarias propias de la carga genética del bebe que le configuran su propia anatomía, a posturas adecuadas durante su crecimiento.

En fin, se atiende por manifestaciones como:

  • La inclinación del cuerpo hacia un extremo, que es el indicativo de la parte del cuello que se encuentra acortada.
  • La imposibilidad de rotar o bien de hacer, pero no poder retornar de forma inmediata la cabeza, lo que induce al bebe a solo mirar hacia un espacio en particular.
  • La colocación del pequeño boca abajo, lo hace permanecer inmóvil dada la imposibilidad de poder enderezarse y regresar a una postura frontal.
  • Presenta una leve asimetría de la cara, al nivel de la frente va a presentar un leve hundimiento que es indicativo de la misma anomalía.

Sin embargo, esto no tiene por qué ser motivo de angustia ya que puede ser tratable con terapia la cual debe ser hecha por especialistas, que conocen las mejores técnicas.

Sobre el autor

Ana Lesmes

Orgullosa madre de 3 hermosos hijos traviesos pero respetuosos. Me encanta compartir historias, consejos y experiencias acerca de la etapa mas maravillosa de mi vida, ser madre.

Comentar

Enviar un comentario