Bebés

Consejos de abuelos para tu bebé que debes dejar atrás

Los mitos y remedios caseros de los abuelos, no son la mejor manera de cuidar a tu bebé, por esta razón, a continuación vamos a mostrarte cuáles son las costumbres de las que debes deshacerte definitivamente, para preservar la salud de niño.

Dejar de cargarlo porque se acostumbrará a tus brazos

Al contrario, cuando un bebé llora, quiere decir que requiere de tu presencia, de tus caricias y amor, es por esta razón que debes prestarle atención y cargarlo en la medida que lo requiera.

Dejarlo llorar para que tenga pulmones fuertes

Ignorar el llanto del bebé como si llorara por capricho y no por necesidad es lo menos aconsejable, si un niño llora está pidiendo atención, bien sea por frío, calor, hambre, dolor o miedo a su entorno, sin importar cuál sea la causa, siempre debes atenderlo.

Darle de tomar agua desde recién nacido

Dar de beber agua a un bebé menor de seis meses puede causarle desnutrición. Recuerda que en esta etapa lo único que necesitan es tomar leche materna, que contiene las vitaminas y nutrientes necesarios para su desarrollo.

Darle alimentos sólidos desde los 3 meses para que sean niños fuertes

De acuerdo con La Organización Mundial de la Salud un niño debe alimentarse de leche materna únicamente, hasta los seis meses, por esta razón no se recomienda, dar alimentos sólidos.

Ponerle picante en el dedo para que se lo dejen de chupar

En primera instancia debes descubrir porqué tu niño ha obtenido ese hábito, y encontrar la manera de contrarrestarlo, en segundo lugar, utilizar picante es un método cruel, que podría causar otro tipo de daños en los bebés.

Frotarles la piel con alcohol para quitar el picor

Utiliza lociones adecuadas para la piel de un niño, y que no posean alcohol, ya que este puede causar ardor y efectos secundarios en las picaduras. Para mayor seguridad visita a su pediatra.

Recuerda la importancia de no automedicar a tu bebé, si bien estos métodos los utilizaban nuestros padres, es hora de dejarlos de lado y seguir las indicaciones que dan los especialistas, de esta manera preservaremos la salud del niño de manera adecuada.