Embarazo

Es hora de tener niños

La idea de prepararte para ser madre no es fácil, son muchas las cosas que debes tener en cuenta y, además, es una responsabilidad que debes asumir junto a tu pareja, puesto que ambos serán los responsables del futuro de esa criatura, y ambos deben estar de acuerdo en querer concebirlo.

Muchas parejas suelen recurrir a métodos anticonceptivos para evitar embarazos no deseados. Por lo que, al momento de querer tener un bebé, deben suspender estos métodos anticonceptivos.

Lo más lógico es que asistas al ginecólogo con tu pareja y que sea él quien los oriente sobre los cambios que va a sufrir tu cuerpo y qué consideraciones deberías tener presente dependiendo del método anticonceptivo que hayas estado utilizando.

Cuál método anticonceptivo estoy usando

Dependiendo del método anticonceptivo que has estado utilizando, hay ciertas cosas que debes tener presente. También es importante que sepas, que no es necesario someter a tu cuerpo a un periodo de desintoxicación, ya que ningún método anticonceptivo tiene un efecto que sobrepase el año.

Existe una gran gama de métodos anticonceptivos. Aquí mencionamos los más frecuentes:

Coitus interruptus

Es el método natural en el cual la pareja no debe preocuparse por ningún inconveniente para concebir. Sólo deben estar pendientes de los días fértiles.

Condones

Igual que con el método anterior, sólo basta con dejar de usarlo y ya.

Pastillas

Para poder concebir si estás tomando pastillas, debes cumplir el ciclo completo y luego suspender el tratamiento, para así evitar alteraciones del ciclo menstrual.

Parches

Al igual que con las pastillas, estos parches deben suspenderse una vez que se ha culminado el ciclo de las tres semanas. En promedio, puedes quedar embarazada entre los 20-40 días siguientes.

Anillos

Completa el ciclo para poder dejar de usarlos y que no se afecte tu ciclo menstrual. Puedes quedar embarazada en el próximo ciclo.

DIU

Es un dispositivo de cobre que puede incluir hormonas y para retirarlo, lo más recomendable es que recurras a tu ginecólogo.

Inyecciones

Las inyecciones son el método más problemático, puesto que se suele perder más tiempo para poder lograr un embarazo. Simplemente hay que dejar de aplicarlas, pero lleva un tiempo para que regrese la fertilidad. Especialmente si cuentas con sobrepeso.

Recuerda que tener un niño no es sólo una decisión más o un simple capricho. Querer tener un bebé trae consigo una serie de responsabilidades que no empiezan en el momento en que el bebé llega a este mundo sino mucho antes, desde que es concebido.

Si deseas ser madre, debes tener en cuenta que tu vida cambiará, que ya no vivirás para ti sino para esa criatura a la que has deseado concebir como fruto del amor.

Sobre el autor

Alicia Remolina

Experta en temas de maternidad y formación. Pediatra de profesión, escritora por naturaleza. Mi misión consiste en ofrecer consejos prácticos para ayudar a los padres a disfrutar la crianza y el cuidado de sus hijos.

Comentar

Enviar un comentario