Escuela

Los terribles 2 años y los más terribles 3 años

Es en esta edad en la que el niño descubre que es independiente a su madre, pero es solo una antesala a los más terribles tres años de edad.

Es a los tres años de edad donde se pone a prueba la fuerza física y emocional de cualquier padre, ya que a los 2 años apenas habla pero a los 3 años nunca se calla, se toman baños de una hora y dejan como resultado un baño empapado de agua, una mamá mojada y muchas toallas usadas, insisten en elegir su propia ropa, les encanta ensuciarse y sobre todo quieren hacer todo por ellos mismos.

Ya a esta edad, 3 años, sabe jugar pero también inventarte mil historias, te contará todo, desde lo que sucedió en la escuela, hasta lo que hizo con sus amigos y no solo eso, sino que lo hará con lujos de detalles, se sentirá sorprendido con cada descubrimiento que haga, ya sea de su cuerpo o de cualquier otra cosa que le pase en el día, escucharás esa dulce risa, te consultará muchas cosas por no decir todo.

Los miedos

En esta edad también comienzan los miedos por la oscuridad, la soledad, los monstruos, esto se debe a que tu hijo aprende cada día y su cerebro refleja este exceso de actividad en forma de miedos, adicional a esto su cerebro no distingue la realidad y la fantasía, también su anatomía le encanta pero le aterra.

Como consejo, toma en serio sus miedos y ponlos en el lugar que deben estar, ayúdalo a afrontarlos ofreciéndole seguridad, puedes leerle un libro sobre lo que le tiene miedo o también puedes darle la opción que lo dibuje, eso lo ayudará bastante.

Regresiones

Aunque ya sea más independiente, debido a cualquier dificultad como una pelea con un amigo o algún comentario en el colegio puede hacer que retroceda y volver a tomar conductas que ya había superado tales como mojar la cama o chuparse el dedo.

Debes entender sus necesidades y satisfacerlas sin tantas exigencias, tampoco es complacerlo en todo lo que pida, estas regresiones suelen ser una herramienta para resolver problemas y lo ayudan a madurar.

Peleas con otros niños

A esta edad nuestro pequeño comparte juegos y actividades con otros niños o sus hermanos, se les hace difícil el llegar a un acuerdo o saber ceder o imponerse en las relaciones sociales, es en este momento que más necesitan tu ayuda.

Lo mejor es que a esta edad serás su mejor amiga y querrá que compartas juegos con él, serás lo más cercano a un súper héroe, cada edad es diferente, te encuentras con retos y aventuras que quizá no imaginabas, disfrútalo al máximo.

Sobre el autor

Alicia Remolina

Experta en temas de maternidad y formación. Pediatra de profesión, escritora por naturaleza. Mi misión consiste en ofrecer consejos prácticos para ayudar a los padres a disfrutar la crianza y el cuidado de sus hijos.

Comentar

Enviar un comentario